25 de diciembre de 2012

Menú de fics (XI)


Tengo que subir esta entrada aunque parezca familiar de Dobby (?. Cómo les prometí aqui les dejo el menú navideño.

Primer tiempo
Muérdago, de Marie Tolomei

-Fue culpa de James.- habló Rose.- él dijo que era la tradición al pasar debajo del muérdago.
-Luego Roxanne.- apoyó el rubio a su amiga.- Ella casi nos obligó a que cumpliéramos dicha tradición.
-Después fue Albus.
-Él nos retó.
-Sabes papá, que un reto es algo que no puedo rechazar. Soy una Gryffindor, ¿recuerdas?- Ron los miró con detenimiento. Se levantó con media sonrisa.
-¿Así que James, Roxanne y Albus?-susurró para sí. Scorpius cruzó mirada con Rose, sonriendo triunfante.- Bueno, pueden salir.- ambos se levantaron con el cuerpo temblándoles, pero con una mirada de satisfacción.
-¿Qué pasó?-preguntó Albus, se podía notar cierta preocupación.
-¡James, Roxanne, Albus!-se oyó el grito de Ronald en el segundo piso. Los tres mencionados se miraron entre sí, con temor. Fulminaron con la mirada a los jóvenes sonrientes que bajaban las escaleras.

Segundo tiempo
Felix Felicis, de Taranisa

Río entre dientes al saber que por más que se esforzara en seguir las instrucciones, su dichosa poción no se lograría por que estaban mal escritas las instrucciones.
Se sintió poderoso.
Sólo el poseía ese conocimiento.
Severus miró una mesa siguiente y observó a Lily. Tenía el pelo desordenado y la transpiración corría por su frente, su poción, para sorpresa de Severus, estaba casi en el mismo estado que la de Black. Esta vez la brillante Lily no logró realizarla correctamente.
-Tiempo- dijo el profesor- verificaré el estado de sus pociones.
Lentamente pasó por las mesas hasta que se detuvo en la que se encontraba Severus y con ojos gratamente impactados comprobó que esa pócima era perfecta.
-Enhorabuena Severus, estás perfecta, realmente perfecta… ¡Felicitaciones, haz ganado el Felix Felicis!- comunicó alegre tomándole la mano y agitándola entusiasmado.

Tercer tiempo
I´m only human, de EmzF

—¿Y bien? —Pregunta. El escaso buen humor que pudiese tener se ha esfumado cuando ella pronunció la frase fatal.
—Cuando decía que eras peligroso —Comienza ella clavando su vista en el suelo, es incapaz de sostenerle la mirada sin que le tiemblen las rodillas más de lo que ya lo hacen—. Lo decía de verdad.
—Pero tú…
—¡Ni se te ocurra! —Le corta ella—. Ahora vas a escucharme, sin interrupciones —Y ante el mudo asentimiento de Remus, ella prosigue—. Lo decía de verdad —Repite en un suspiro—. Porque eres peligroso, eres peligroso para mí, me haces daño, me lastimas con tus juegos, con tus…
—Nymphadora… —Intenta decir él mientras el nudo, sí, ese que tiene desde que la vio atravesar su puerta, se va haciendo más grande en su pecho.
—¡He dicho que nada de interrupciones! —Exclama Tonks haciendo aspavientos con las manos—. Me haces daño, ¿sabes, Remus? Y no de ese daño físico, ese que se puede curar con un simple Episkeyo; no, tú me hieres de otra forma, de otra mucho peor, de una que jamás va a sanar porque tú, Remus Lupin, eres el único que puede hacer que cure —Dice con la voz rota—. Y no tienes ninguna intención de hacerlo.

Plus
Blanca Navidad, de Veela Black

― Ab, ven, mira, es nieve, nieve de verdad.― La emoción en su voz era tangible y contagiosa.
― Pero Ariana, tú ya conoces la nieve, no entiendo porque tanta emoción ―.
― Pero hoy es diferente Ab, hoy es Navidad, nunca había vivido una Blanca Navidad, es mi deseo hecho realidad. Ven aquí Ab, ¿no es maravillosa? ―.
― Sí, sí lo es ―.
Claro que era maravillosa, era la última vez que la había visto tan radiante, tan dichosa y plena, era la última imagen de la Ariana real, y la única que quería conservar.

Postre
Scrooge y su cuento de Navidad, de Marie M. Adler

- ¿Ebenezer? ¡Que nombre tan extraño! ¿De dónde es?
Astoria rió. Draco rodó los ojos: su hijo siempre hacía preguntas. Demasiadas.
- Lo buscarás mañana en los libros, Scorp – cortó Draco - …En fin, Scrooge era un hombre de nariz afilada y facciones astutas, con voz astuta y áspera, amargado y que odiaba a los pobres. Él…
- ¡Era como tú, papá! – interrumpió de nuevo Scorpius.
- … ¿C-cómo? – tartamudeó Draco mientras Astoria ahogaba una carcajada.
- Sí, era como tú antes de conocer a mamá – explicó el niño.
- Vaya… - Draco meditó un momento: era totalmente cierto eso, más de lo que le gustaría aceptar - …Bueno, como decía, él vivía solo, y manejaba una empresa de préstamos. Odiaba a todo el mundo, pero había algo que odiaba mucho más: la Navidad.
- ¿¡Pero por qué! – volvió a interrumpir, escandalizado, Scorpius – ¡No puede ser que haya alguien que odie la Navidad! ¡Hay ponche y regalos y…!

Desde la biblioteca real: Ángel Mecánico

Nombre completo: Cazadores de Sombras: Los Orígenes: Ángel Mecánico (Nombrecito largo ¡eh!)
Autor: Cassandra Clare
Género: Fantasía/Aventura
Argumento: La magia es peligrosa… pero el amor lo es aún más. Cuando Tessa Gray de dieciséis años, cruza el océano para encontrar a su hermano, su destino es la Inglaterra Victoriana, y algo aterrador le espera en el Submundo de Londres, donde los vampiros, brujos y seres sobrenaturales acechan las calles alumbradas con gas. Sólo los Cazadores de Sombras, guerreros dedicados a librar al mundo de los demonios, mantienen orden en medio del caos.

Me declaro culpable (¿?). Ya deliro. Pues…¿qué les digo? Cassandra ya me ha hecho adicta a ella, aunque todavía no he hecho ninguna reseña sobre su saga (Espero que ella me perdone por eso), pues lo cierto es que ya me la leí completa.  Y está la hice porque fue demasiado delirante tener el libro entre mis manos aunque no fuera mío (¿?). Jajaja.
La verdad ha sido diferente la experiencia, aunque  con esta mujer nunca sé que esperar, pero siento que la escritura es algo más oscura (si eso se puede) o, tal vez, más misteriosa que la saga de los Instrumentos Mortales.
Conocer a los antepasados de los Cazadores de Sombras ha sido una experiencia interesante y me gustó ver el parecido que algunos comparten. Como sea. Los personajes principales  son Tessa, Jem y Will,un trio amoroso bastante peculiar que me recordó un poco al de MDI y, obviamente, me fascinó, sólo hay que ver qué es lo que ocurrirá en los siguientes libros.
Tessa, una cambiante, con un pasado un tanto turbulento y un futuro no muy prometedor se ve envuelta en problemas de Cazadores de Sombras, subterráneos y un mundano poderoso conocido como “El Magister”.
Jem, es el dulce del trio y quizás el más frágil por su deficiencia, no obstante, también es el más maduro. Lo amé. Es simplemente hermoso y maravilloso.
Y por último Will, el sarcástico, burlón, arrogante e irremediablemente guapo, seguro de sí mismo y con un gran secreto en su pasado.
Por cierto… sí, está Magnus. (Y es malditamente igual de maravilloso xD)
Y basta. Es todo por este libro. Ya veremos qué sucederá en los siguientes. Es un grandioso libro, como todos los de Cassandra, pero  creo que este es algo así como mi favorito. Quizás el hecho de haberlo leído en físico tenga mucho que ver.
Sólo disfruten de la lectura.

Alguien estaba de pie delante de la chimenea, con las manos detrás de su espalda; una persona delgada, con pelo oscuro. Cuando se volvió, Magnus lo reconoció inmediatamente.
Will Herondale.
Estaba, como Archer había dicho, mojado, de la manera en que a alguien que no le importaba de una u otra forma si llovía sobre él o no. Su ropa estaba empapada, su cabello colgaba sobre sus ojos. Agua corría por su rostro como lágrimas.
"William," dijo Magnus, honestamente sorprendido. "¿Qué diablos estás haciendo aquí? ¿Ha pasado algo en el Instituto?"
"No," la voz de Will sonó como si se estuviera ahogando. "Estoy aquí por mi propia cuenta. Necesito tu ayuda. No hay…no hay absolutamente nadie más a quien pueda preguntarle."

Y esta reina se larga a sus aposentos.

20 de diciembre de 2012

Menú de fics (VIII)


El menú de hoy es Slash y el postre Dramione. El próximo será navideño. (¡Yupi!)

Primer tiempo
Metamorfosis, de Escristora
Existen muchas clases de héroes.

Los hay que, desde niños, están llamados a desempeñar grandes hazañas. Determinados a cumplir su cometido, forjan su propio destino y consagran su vida a proteger a un mundo que los admira.

Como Potter.

También están los héroes anónimos. Personas que se levantan cada mañana para encontrar su lugar. Aquellos a los que nunca se les reconocerán sus méritos.

Y luego estoy yo.

Un cobarde.

Segundo tiempo

El apartamento de la calle Marshall, de PerlaNegra

—¡POTTER! —bramó alguien junto a él.

—¡JESUCRISTO! —gritó Harry al mismo tiempo que brincaba del sofá.

Se había puesto de pie tan rápido que casi se cae de boca sobre su basurero, y a pesar de eso tuvo tiempo de sacar la varita de uno de los bolsillos de sus jeans. Así que cuando ya estuvo completamente erguido y con la varita al ristre, se dio cuenta de que el mago que le estaba pegando el susto de su vida era nada más y nada menos que Draco Malfoy.

—¿Pero es que acaso en la familia muggle donde te criaste no creen en los beneficios de los posavasos? —lo regañó su inesperado visitante mientras usaba las dos manos para señalar frenético hacia el tiradero que Harry tenía en la mesa de la sala.

—¿Malfoy? ¿Qué… qué haces aquí? —jadeó Harry—. ¿Cómo entraste? —le preguntó con voz estrangulada al pensar que era prácticamente imposible que alguien hubiese podido atravesar las protecciones mágicas que Harry había añadido al apartamento y que se sumaban a las que los anteriores dueños habían dejado.

Tercer tiempo
Cabaret, de Cris Snape

Albus Dumbledore apretó los dientes. No, tampoco estaba allí para eso, pero el joven que un día fue le suplicó que aceptara la oferta. Reprimiendo las ganas de gritarle que era un inconsciente que estaba convirtiendo su futuro en algo absolutamente aciago, Albus bebió de su copa y todo su cuerpo se relajó al sentir el calor abrasador que bajó por su garganta hasta llegar al estómago.

—¿Recuerdas cuando nos subíamos al tejado de la casa de la tía Bathilda y bebíamos hasta caer rendidos? —Preguntó Gellert al cabo de un rato, cuando ya habían dado buena cuenta de unas cuantas copas y la botella de whisky descansaba frente a ellos—. Sólo entonces eras capaz de olvidarte de todas las cosas que estaban mal entre nosotros.

—Gellert…

—¡Oh, sí! Te atormentaba profundamente saberte enamorado de otro hombre —Y Gellert se rió como ya se había reído cuando eran unos chicos y Albus le confesó sus temores—. Decías que no era correcto, que estabas enfermo. Pero yo curé todos tus temores. ¿Recuerdas cómo lo hice?
Con besos y caricias que volvían a sus sueños cuando menos se lo esperaba.

—Sí, Al. Eras un puritano y sigues siéndolo.

—Estaba confundido.

—¿Y ahora? ¿También lo estás?

Postre
Causa y Efecto, de Verde Manzanita

Draco en sí poco o nada entendía de lo que estaba pasando, sólo sabía que necesitaba seguir devorándola. Como Hermione parecía especialmente empeñada en traspasar la barrera de su ropa, el libidinoso joven tironeó un poco de la suya y ella, y aun con limitaciones, pudo colar las manos bajo su chaleco de lana gris y su camisa con el emblema de Slytherin y aferrarse a su cintura. Y tal era la necesidad de él que se aferró a sus piernas, se atrevió a tocarle el trasero y se inclinó más sobre ella con tan mala suerte que, al hacer presión contra su cuerpo, algunos de los libros empezaron a caer de la estantería.

Pero el mundo era tan perfectamente líquido y caliente en aquel momento que ninguno de los dos se detuvo a pensar que estaban en una biblioteca pública, como tampoco les había dado por razonar que, en efecto, se estaban enrollando. Lejos de buscar explicación a semejante fenómeno continuaron explorando un mundo que no conocían.

5 de diciembre de 2012

Desde a biblioteca real: El Señor del Tiempo


Nombre completo: El Señor del Tiempo: El iniciado.

Autor: Cooper Louise

Género: Fantasía

Argumento: “Tarod, un chiquillo con unas capacidades mágicas excepcionales, es llevado junto a los sacerdotes de Aeoris, el sumo dios del Orden, donde es instruido y aprende a dominar su poder. Pasados los años, Yandros, la personificación del Caos se le aparece…”

Ha sido una trilogía interesante. Los tres libros son realmente fascinantes. Agradezco a Bell y a Sucy por comentarla en twitter de lo contrario no habría dado nunca con ella, o tal vez sí, quien sabe.

A ver, a lo que vinimos.

Relata la historia de un chico que luego de un accidente algo extraño su primo termina muerto, siendo él el causante de esto. No obstante cuando su sentencia iba a realizarse una especie de tormenta espectral cubre los cielos y el susodicho siendo atraído por esto se lanza hacia la tormenta y simplemente desaparece. El joven muchacho es encontrado y auxiliado por unos muy característicos personajes, que a su vez lo trasladan hacia “El Castillo”, en donde, luego de su recuperación el chico es aceptado como Iniciado al demostrar ciertas habilidades mágicas.

Creo que lo dejaré  hasta ahí. No quiero contarles toda la historia que ganas no me faltan, sin embargo mencionaré que es atrayente y sobre todo la del origen del chico esta plagada de secretos.

Y ahora hablemos de los personajes.

Tarod: Es el protagonista de la historia. Un jovencillo ingenuo, rebelde e ignorante de su condición mágica, no obstante cuando pasa a ser un adepto de alto rango en el círculo se vuelve algo arrogante y seguro de sí mismo. Sí, exacto, es genial. Jajaja.

Creo que decir que lo amo es poco. Su cabellera negra, aunque los rubios me pueden más, sus ojos verdes, diré  que quedé tan fascinada con él como Cyllan.

Keridil Toln hijo del “Sumo Iniciado”, cargo que después lleva sobre sus hombros. Es mejor amigo de Tarod, al menos al principio. Ya descubrirán por qué, si leen el libro.

El rubio me cayó bien al principio, pero después de lo que le hizo a mi moreno de ojitos verdes, ejem bueno, pues se ganó mi enemistad.

Yandros el señor del Caos en persona. Muajajaja. Ejem, bueno. Muchos desastres hará este señor con el protagonista a medida que transcurre el relato. Y claro con algunos personajes más.

No obstante señor del Caos y todo le amé, le amo y le amaré. Quizás es su maldad o su arrogancia, tal vez el hecho de que sea rubio, pero es casi imposible resistirse a él. Es el malo perfecto. Mi hombre ideal (¿?) . Jajaja.

Shaska lo digo de una vez la odié, la odio y la odiaré por siempre, sí todo lo contrario a Yandros. Ahora bien es una chica mimada, segura de si misma y acostumbrada a tener todo aquello que desea sólo chascando los dedos. Dueña de una exuberante belleza no se le puede negar a la muy maldita, con la cual logra cautivar a más de un, incluso a Tarod, quien se enamora perdidamente de ella, al igual que Keridil. Ya ven, les di una pista de porque termino odiando al rubietes, yo y mis manotas.

Cyllan sus apariciones en este libro son pocas, no obstante importantes, al menos así me lo parece. Es una vaquera (o así la definen en el libro) que posee el arte de la adivinación y que de cierta forma se enamora o se siente atraída  por el Adepto (Sí, Tarod).

Me simpatizó desde el primer momento y sentí que le dieron muy poca importancia, al menos en este libro, pero luego Cooper me hizo tragarme mis palabras, sin embargo ya eso es en otro libro. Muajajaja.

Aunque pareciera la típica pelea entre el bien y el mal (y en cierto modo lo es), la verdad es que el señor Cooper ha sabido como hacer interesante la historia y dejar a sus lectores con ganas de más. La escritura es exquisita y sólo puedo decir que es una de las mejores trilogías que he leído.

Los invito a disfrutar de este magnifico libro, les aseguro que no se arrepentirán.
 
-Eres injusta contigo misma, Cyllan. Creo que más que viajar por los caminos conduciendo bueyes, hubieses debido estar estos últimos años en una Residencia de Hermanas.

Cyllan se sonrojó. No había esperado que él viese a través de las barreras que había levantado. Y es que era la primera vez que veía a un Iniciado...

-Mis facultades no son merecedoras de la atención de nadie -dijo, y después añadió con una pizca de malicia disimulada por su expresión solemne-: Y menos aún de la de un Adepto de alta categoría.

Tarod inclinó la cabeza, agradeciendo el cumplido.

-Sin embargo, la Hermandad necesita personas que tengan una habilidad psíquica natural.

-Tal vez sí. Pero no miran con buenos ojos a las huérfanas campesinas de baja posición y pocos medios de fortuna.
 
Y esta reina se retira a sus aposentos.

14 de octubre de 2012

Menú de fics (VII)





Menú especial plagado de varios libros además de HP ¡Oh! y de una serie de televisión.


Primer tiempo
Lija y Terciopelo de Dryadeh

Ciertamente, Draco no sabía qué demonios hacer o decir y eso lo llenaba de rabia, se sentía como un estúpido, ahí parado, limitándose a observarla e intentado no mirar esos labios humedecidos por él. No podía parar de pensar en su boca y en cuánto le apetecía volver a besarla...pero, ¡era Granger! ¿En qué demonios estaba pensando? ¡Había besado a una sangre sucia!
—¿Qué has hecho?— espetó bruscamente a la chica.
—¿Que qué he hecho? —inquirió ella confusa.
—¡Si! —le gritó él sujetándola con violencia por los hombros —¿Qué me has hecho?
—No te entiendo.
—Eres una sabelotodo, ¿no? Estoy seguro de que has podido hacer un filtro amoroso perfectamente, de otra manera es imposible que yo... —se interrumpió bruscamente, consciente de lo que había estado apunto de decir.
—¿Que tú qué? —preguntó ella mirándole a los ojos serenamente.
—¡Ya sabes cómo funcionan los filtros amorosos! —le chilló él soltándola bruscamente y mirándola enfurecido.
—No he usado ningún filtro amoroso contigo, Malfoy— respondió Hermione secamente, comenzaba a indignarse. ¿Cómo se atrevía a acusarla de eso? ¡Había sido él quien la había besado!
—Vamos, Granger —dijo él sonriendo cínicamente —Reconócelo, es comprensible. Después de todo no eres la primera ni la última que se vuelve loca por mí.

Segundo tiempo
Hombres de Tumatawa

Peeta gruñó un par de palabras mas antes de que algo hiciera "clic" tras esos ojos azules, aun adormilados. Katniss vio divertida como Peeta parpadeaba con ese aire aturdido una vez más, justo antes de fruncir el entrecejo y mirarla, contra todo pronóstico, con un profundo odio y aversión.
—No puedo dormir, estás ocupando todo el espacio— Declaró el rubio con un gruñido.
Katniss abrió tanto la boca que su mandíbula podría haber tocado el suelo en ese mismo instante. Parpadeó aturdida con los ojos como platos ante la airada, y algo somnolienta mirada de Peeta que, tras unos instantes y sin mediar una palabra más, se giró sobre si mismo, dándole la espalda.
Tras apenas unos segundos los ronquidos de Peeta volvieron a resonar en la cueva. Katniss cerró la boca lentamente, aún en estado de shock. La pierna de Peeta se movió hacia ella, haciéndola pegarse aun mas contra la pared si es que eso era posible. El rubio sonreía de nuevo, y roncaba con mayor fuerza que antes, como si nada hubiera sucedido.

Tercer tiempo
Negro y Blanco de Just Drama Queen

—Princesa Puckett... —te llama, e ignoras si sigue utilizando el prefijo por costumbre o por cualquier otro motivo. Y te sorprendes al asegurar que no quieres saber la respuesta. Se detiene a dos pasos de ti como si quisiera que lo tomaras por el brazo y le digas que no es verdad. —Cuídate.
Y ahí está. El golpe que esperabas aunque no de la manera en la que creías, pensaste en huesos rotos y desgarres, pero nunca un golpe interno.
—Yo...
Y es que lo cierto es que no entiendes porque carajo llegaron a este punto.
¿Qué es lo que Freddie quiere?
¿Qué le regales una tarjeta el día de San Valentin?
¿Qué camines de su mano como hacen Gibby y Carly?
¿Qué le digas que lo amas a cada minuto?
Piensas que es estúpido de parte de él al esperar eso de ti.
Y te hiere de una manera que no sabes describir al haberle dicho que no lo amas. Y quizás tienes razón no lo haces, ni siquiera lo quieres.
Le odias y te fastidia. Eso es todo.
Ya que jura amarte más que cualquier persona (Y maldices al estar de acuerdo en eso)

Postre
El cuervo y el escritorio de Chezire

—Salir de aquí es muy fácil.
La Reina mira al gato panza arriba sin saber si lo dice en serio o no.
—¿De verdad?
—Claro.
—¿Y eso? —pregunta Stayne, ansioso, frotándose las manos.
—Eso es un pie —dice Chessur mirando una flor rosada con un pétalo larguísimo en la parte inferior y cinco diminutos pétalos en la parte superior.
—¡No! Digo… ¿Cómo es posible?
—Porque es obvio —responde el gato encogiéndose de hombros.
—¡No me refiero a eso! ¿Cómo es posible salir de aquí?
—Andando lo suficiente. Entonces uno acaba por llegar a un sitio nuevo y en consecuencia sale del anterior.
—¡AAAAAAAAGH! ¡QUE LE COOOOOORTEN LA CABEZA! —chilla la Reina Roja perdiendo la paciencia. Se apresura en puntualizar—: ¡LA QUE TIENE SOBRE EL CUELLO!
Pero Chess se eleva por los aires y ya no la escucha. Puede dejar la diversión para más tarde. «O no», piensa sonriendo aún más pronunciadamente. Acaba de llegar un visitante al submundo.


27 de septiembre de 2012

Menú de fics (VI)


¿Sobredosis de Dramione? A la orden señores xD…

Primer tiempo
La Rosa Negra Mágica de Mimi, de xxSammySabotagexx (Traductora: xsxbx)

Mientras Draco comenzaba a guiar su lengua hacia su clavícula, de pronto se alejó, mirando profundamente sus cálidos ojos. Por un momento, Draco no dijo nada, sólo la miró con los labios hinchados y el rostro algo abochornado. Era casi como si recién hubiera despertado de un sueño. La mente de Hermione regresó lentamente a ella, pero no lo suficiente como para gritarle por su estupidez. Todo lo que podía hacer era deslizar sus manos sobre los brazos de Draco, con una sonrisa torcida sobre su rostro. Draco, aún mirándola con sorpresa, nunca movió sus manos de su posición actual.
—¿Granger? —preguntó con voz ronca.
—¿Hmm? —replicó Hermione mientras sus labios alcanzaban su mandíbula. Estaba disfrutando demasiado besarlo como para detenerse.
—¿Qué estamos haciendo? —su voz vibró en su cuello, causando que Hermione lo pellizcara juguetonamente.
Ella le dio una risa provocativa.
—Nos estamos besando, Malfoy. Pensé que ya sabías eso, dado que lo haces muy bien.

Segundo tiempo
Muglelimpiadas, de promethea

Encontro sus pantalones, y su desgarrada camisa. No habia rastro de su sosten. Suspiro y empezo a vestirse. Ya lo encontraria. Su furia empezo a borbotear junto con la vergüenza cuando se dio cuenta de que el rubio estaba despierto, desnudo, tumbado en el suelo, mirandolo divertido.
-No tiene gracia...-le espeto ella rabiosa.
-Estas preciosa, lo sabias?- dijo el arrastrando las palabras tras ignorar por completo la groseria de ella.
Ella lo fulmino con la mirada. Su pelo era una maraña inmensa de nudos, huevo batido, harina y trocitos de carne de la cena.
-TU te has visto a ti mismo?-le solto con acidez.
-Yo estoy fantastico con cualquier cosa que me ponga- respondio el sonriendo radiante y tumbandose, señañando su esculpido cuerpo como quien muestra las pruebas que evidencian un argumento. Hermione se ruborizo al darse cuenta de que lo unico que queria en ese momento era hecharle sirope por encima y lamerle la harina del torso. Desvio la mirada furiosa consigo misma.
-Eres incapaz de tomarte nada en serio, verdad?
-Vamos princesita...-Draco se puso en pie, nada incomodo por estar desnudo. A fin de cuentas, estaba en su casa, no?- Que te pasa?
-Que esto no puede continuar asi...al final nos haremos daño...

Tercer tiempo
Progreso emocional, de dulceInvierno

La primera vez que se besaron (sobrios, de alcohol, dudas y pasado) fue suave, cuidadoso y casi (casi) compasivo.
Él olía a lluvia y café.
La realidad semejó algo apetecible (y no necesariamente inteligente)
Estabas cansada de un mundo de luces brillantes, discursos, conferencias, libros autografiados y sonrisas falsas (Ron de alguna manera, ya no duele tanto)
Él solo quería sentir y tú despertabas una pila de esas cosas que sienten los hombres y que tú, nunca vas a entender.
La primera vez que se besaron (sobrios, de alcohol, dudas, pasado y dolor) la lluvia chorreaba por la ventana en una noche que semejaba al gris de susojos.
Fue suave, cuidadoso y casi (casi…) amor.

Postre
Vitamina C, de promethea

Hermione sonrio, y volvio a leer la nota.
"Zumo de naranja. Tiene mucha vitamina C, es buena para la resaca. Aunque lo que a mi siempre me ha funcioando mejor es otro lingotazo. Te apuntas un dia de estos?"
Un leon y una serpiente se miraron de nuevo entre la multitud que no les prestaba atencion. Ambos sonrieron. Ambos llenaron sus copas de un liquido naranja lleno de pulpa y vitamina C. Y como muchas veces en la noche anterior brindaron en silencio.
Quizas las cosas no cambiaran de un dia para otro. Quizas hubieran vuelto a ser Granger y Malfoy despues de todo, y lo que pasara la noche anterior fuera solo una tregua en la que su guerra fria perpetua les diera un respiro. Porque todo el mundo sabe que las cosas no cambian en unas cuantas horas robadas al sentido comun. Pero todo el mundo sabe que en un segundo todo puede cambiar. Quien sabe. Pero alli estaban de nuevo. Bebiendo sus zumos en silencio. Ajenos a todo lo que no fueran sus recientes recuerdos. Brindando por el "ojala".



26 de septiembre de 2012

Desde la biblioteca real: Juego de Tronos


Nombre Completo: Canción de Hielo y Fuego vol. 1: Juego de Tronos

Autor: George R.R. Martin

Género: Fantasía

Argumento: El invierno se acerca a Poniente. Un invierno que dura años y que pone a prueba a sus habitantes, especialmente a los habitantes de Invernalia, el más norteño de los antiguos Siete Reinos...

Qué puedo decir, señores, este libro me ha dejado en un leve estado de shock. Creo que para que me entiendan deben leerlo, pero prepárense mentalmente porque es un libro fuerte y sangriento. Es la primera vez que leo algo de Martin, pero debo decir que adoré su manera de narrar y la simpleza con qué maneja a tantos personajes, tantos puntos de vista. Es genial.

¿Lo qué más adoré? Los lobos huargos de los Stark. Lamenté la muerte de uno de ellos, pero qué puedo decir no estaba en mis manos salvarlo (a). Y claro también al hermoso Tyrion, lo amé, lo amo y le amaré, es que es tan sarcástico, inteligente y maravilloso que no hay manera de no notarlo, pese a su estatura.

La familia Stark me gustó, en especial el pequeño Bran y Arya, y como olvidar al bastardo Jon.

Es un libro genialmente oscuro, contiene incesto, traición, romance, mentiras y un suspenso que hace imposible despegarse de sus páginas. Un libro lleno de detalles y también de demonios como el mismo autor afirma en la dedicatoria.

Sin más nada que decir os invito a leer este libro, les aseguro que no se arrepentirán.

El cachorro de lobo se acercó y hociqueó la mejilla de Jon, pero sin dejar de vigilar a Tyrion Lannister. Cuando el enano hizo gesto de ir a acariciarlo, retrocedió y le mostró los colmillos en un gruñido silencioso.
—Vaya, qué tímido —observó Lannister.
—Siéntate, Fantasma —ordenó Jon—. Eso es. Quieto. —Alzó la vista hacia el enano—. Ahora ya lo puedes tocar. No se moverá hasta que yo se lo diga. Le he enseñado.
—Ya lo veo —asintió Lannister. Acarició el pelaje níveo entre las orejas de Fantasma—. Qué lobo tan obediente —añadió.
—Si yo no estuviera aquí, te haría pedazos —dijo Jon. No era verdad, pero algún día lo sería.
—Entonces será mejor que no te alejes —dijo el enano. Inclinó la enorme cabeza a un lado y examinó a Jon con sus ojos desemparejados—. Soy Tyrion Lannister.
 

Y esta reina se retira a sus aposentos.

24 de septiembre de 2012

Delirios reales: Adiós abuelo


¿Duele? Te lo preguntaste tantas veces, lo imaginaste y aun así nunca tuviste la más mínima idea, sólo veías a miles de personas morir en las noticias, sentías lástima sí, pero jamás te sentaste a pensar que todas aquellas personas tenían alguien que los esperaba en casa, que estaba junto a su lado cuando dieron su último aliento, jamás meditaste que podían ser el padre de alguien, el hermano de alguien, el tío, el abuelo o incluso el mejor amigo, personas llorando, desgarrándose por dentro y aun así no las comprendías; pero ahora sí.

Dirías que es sencillo, que sólo tienes que pensar que está en un mejor lugar y recordarlo en sus mejores momentos, pero no lo es, no es sencillo recordarlo sin que tus ojos se empañen, no es sencillo pensar que está en un lugar mejor cuando sientes que lo necesitas aquí justo a tu lado, es difícil aceptar que la vida no es como un bumerang, porque él jamás regresará y aunque tu corazón se rompa en dos debes aceptarlo.

Y a pesar de todo te obligas a sonreír, porque debes ser fuerte y porque sabes que a él le disgustaría que te volvieras una magdalena, porque sabes que él adoraba tu sonrisa y también mimarte como a una cría de cinco años.

Lo recuerdas a cada momento, algunas veces te dejas guiar y otras intentas detener tus recuerdos, porque sabes que te dejarán una sonrisa húmeda en el rostro. Y lo añoras, deseas no hacerlo, pero es imposible, es un sentimiento demasiado fuerte como para ignorarlo, y tampoco puedes pararlo. Porque sí, has aceptado que tus ojos jamás lo verán, has agradecido a Dios por el tiempo maravilloso que te dejó disfrutar de su compañía, has agradecido cada consejo, incluso cada regaño que él te haya dado, pero aun así no te haces la idea de que a partir de ahora vivirás en un mundo donde tu querido abuelo no estará.

Y ante esto sólo corres a buscar un escape, no quieres desplomarte, no quieres mostrarte débil, aunque tu corazón llore tú sonríes, porque a él le gustaba que sonrieras y porque tú necesitas sonreír, y lo haces, sonreír digo, por él y por ti, por los dos. Entonces las letras te envuelven en su regazo, forman palabras maravillosas que te consuelan, que te cantan e incluso algunas veces lloran contigo y las adoras por eso, porque se convierten en tu escape, y te obligan a soltar todo lo que sientes para que puedas seguir adelante.

Sonríes. Sonríes y simplemente escribes porque eres diferente a otras personas, porque es mejor para ti escribir lo que sientes que decirlo. Tu carga se hace más ligera y algo dentro de ti suspira aliviado.

Lo extrañarás, por supuesto que sí.  Existirán veces en que tu mente te traiga  recuerdos donde él estará presente, pero los enfrentarás con una sonrisa. Sonreirás con lágrimas y sin ellas, cuando alguna acción tuya te recuerde a él.

Y finalmente le dirás adiós. Porque como te has dicho miles de veces él está en mejor lugar y jamás volverá, necesitas comprenderlo porque de lo contrario jamás podrás seguir tu vida.

Sonríes. Por él y por ti. Eres capaz de apostar que allá en donde se encuentra él también está sonriendo para él y para ti.

Respiras y simplemente susurras: “Adiós abuelo”

Y sonríes pensando que él podría estarte respondiendo algo como “No es un adiós, sino un hasta luego…”

17 de julio de 2012

Desde la biblioteca real: Harry Potter (I)




Nombre completo: Harry Potter y la piedra filosofal// Harry Potter and the Philosopher’s Stone

Autor: J. K. Rowling

Género: Fantasía

Argumento: “Harry Potter se ha quedado huérfano y vive en casa de sus abominables tíos y del insoportable primo Dudley. Harry se siente muy triste y solo, hasta que un buen día recibe una carta que cambiará su vida para siempre. En ella le comunican que ha sido aceptado como alumno en el colegio interno Hogwarts de magia y hechicería. A partir de ese momento, la suerte de Harry da un vuelco espectacular…”

¡Oh, yeah! Definitivamente esto de la #RelecturaHP2012 me ha caído como anillo al dedo, aunque siendo sincera ya leí todos los libros que me propuse, sólo que las reseñas aun las debo.

Bueno, volviendo al tema del libro y dejando a un lado que soy Potterica he de decir que es un buen libro para aquellos aficionados a mundos mágicos y llenos de aventuras.

La historia se basa en un chico huérfano y además maltratado por sus únicos familiares que al cumplir once años se entera que es un mago y que tiene una plaza para estudiar en Hogwarts (Un colegio de Magia). No obstante su primer año en aquel lugar el joven corre miles de peligros y se reencuentra con el asesino de sus padres.

Vale, lo acepto, soy un asco con los resúmenes, pero ahí está mas o menos la idea. Y ahora hablemos de los personajes más sobresalientes.

El protagonista: Harry Potter, hijo de James y Lily Potter, es un chico huérfano que al cumplir once años descubre que es un mago y quien junto a sus mejores amigos Ron y Hermione tiene todo tipo de aventuras. Lo diré, antes de que leyera cualquier fanfic, adoraba a Potter, pero ahora no sé. No es lo mismo desde que vi otra faceta de Malfoy, que puedo decir.

Hermione Granger es la típica nerd o sabihonda de cualquier institución. Poseedora de grandes conocimientos gracias a los libros y usualmente tiene una actitud mandona para con sus amigos (Claro, esta actitud es muy explotada en el primer libro de la saga). Es un impura o hija de padres muggles (no mágicos).

Desde el primer momento que la leí me encantó pese a todo. Admitiré que me identifiqué un poco con ella (y aún lo hago). Es ese tipo de chica que siempre sigue las reglas y cuando algo le hace romperlas se lo reprocha constantemente. No obstante demostró que lo haría sin con ello salvaría a sus amigos. De los personajes de Rowling (y vaya que son muchos) ella es uno de mis favoritos.

Ronald Weasley, mejor amigo de Harry. Un joven mago humilde gracias a su bajo estatus social en el mundo mágico, sexto hijo de Arthur y Molly Weasley. Poseedor de una gran habilidad para jugar ajedrez mágico.

Draco Malfoy, un chico engreído y arrogante, perteneciente a la casa de Slytherin y enemigo declarado de Harry. He aquí el amor de mi vida. Pensar que me enamoré de él luego de leer fanfics y antes de leer el sexto libro y creo que gracias a él terminé prendada de este Malfoy.

Severus Snape profesor de pociones, de mal carácter y jefe de la casa de Slytherin. Es el único profesor por el que Harry tiene cierto recelo o en otras palabras lo odia. E incluso le acusa de actos contra el colegio.

Albus Dumbledore digámosle “el sabio” para resumir todo lo que es. Director de Hogwarts, el único mago a quien el-que-no-debe-ser-nombrado teme y poseedor de una inteligencia invaluable.

Lord Voldemort, el señor tenebroso, el malo de la historia, aquel que quiere acabar con el protagonista y a todo lo que encuentre a su paso.

Y basta, que si me pongo a hablar de todos los personajes no termino jamás.

En fin. Es una excelente historia capaz de atrapar a niños, jóvenes y adultos. Yo me declaro Potterica o Potterhead y siendo sincera nunca dejaré de serlo.

Lo último que Harry vio, antes de que el sombrero le tapara los ojos, fue el comedor lleno de gente que trataba de verlo bien. Al momento siguiente, miraba el oscuro interior del sombrero. Esperó.—Mm —dijo una vocecita en su oreja—. Difícil. Muy difícil. Lleno de valor, lo veo. Tampocola mente es mala. Hay talento, oh vaya, sí, y una buena disposición para probarse a sí mismo, esto es muy interesante... Entonces, ¿dónde te pondré?Harry se aferró a los bordes del taburete y pensó: «En Slytherin no, en Slytherin no».—En Slytherin no, ¿eh? —dijo la vocecita—. ¿Estás seguro? Podrías ser muy grande, sabes, lotienes todo en tu cabeza y Slytherin te ayudaría en el camino hacia la grandeza. No hay dudas, ¿verdad? Bueno, si estás seguro, mejor que seas ¡GRYFFINDOR!

Y esta reina se retira a sus aposentos.

31 de mayo de 2012

Desde la biblioteca real: La Emperatriz


Nombre completo: La Emperatriz de los Etéreos

Autor: Laura Gallego García

Género: Fantasía

Argumento: Bipa no cree en los cuentos de hadas. No le interesa lo que pueda haber más allá de las Cuevas donde habita su gente. Pero cuando su amigo Aer, fascinado por la leyenda de la mítica Emperatriz, parte en un viaje hacia una muerte segura, Bipa irá a buscarlo, arriesgando su propia vida en un mundo de hielo bañado por la luz de la estrella azul, persiguiendo algo que puede no ser más que una quimera. ¿Existe de veras el Reino Etéreo? ¿Existe algo más allá de la confortable seguridad de las Cuevas? ¿O, por el contrario, no hay más que frío, muerte y oscuridad?

Les confesaré que al principio el argumento no me convenció, no sé, quizás por eso tardé tanto en leerlo, pero bueh ¡Lo logré! Y les digo algo: me fascinó. Vaya que sí, pueden revisar mi twitter, cuando lo terminé adoré a todos los personajes, menos a la emperatriz.

Ok, pasando a los que nos interesa, el argumento adelanta mucho, debo decir, que me sorprendió la actitud de Bipa, bueno también Aer (de echo pase tres etapas con él, primero lo amé, después lo odié y después volví a amarlo), me sorprendió que Bipa a pesar de todo emprendiera aquel viaje en busca de “su amigo”, vale, que al principio se odiaban y luego son los inseparables, no me malinterpreten amo este tipo de relaciones, por algo soy dramionera ¿no?

Hay algo que resaltar en Bipa y es su perseverancia, pese a que era muy “opaca” continuó su camino llevándose a cuanto “etereos” por el camino, o mejor dicho “casi etereos”.
Vaya, casi no me reconozco, estoy hablando bien de una protagonista, los dieciséis me han madurado (¿?) Naw, es que Bipa tiene sus defectos, pero también sus virtudes, mencionarles que me gustó su personaje está de más.

Aer, pues es Aer, la verdad no estoy segura de querer hablar de él, creo que aun no logro descifrarlo. Bah seré implacable muy en el fondo de mi ser no me gustó, se le admira que hiciera todo por ir al encuentro con su emperatriz ¿pero dejarse llevar a sí?, no sé amé al chico soñador de las Cuevas, pero al Aer “casi etéreo” lo odié, algo contradictorio ¿no?

Resaltando a otros personajes además de los protagonistas, pues tenemos a Nuba, sí, me gustó, claro antes de que se hiciese la sufrida (¿?), aunque es comprensible que se te vaya un hijo así, sin saber si esta vivo o muerto, bueh se le entiende, pero igual odié que hiciera de sufrida.

Topo. Adoré a Topo. Yo me lo llevo a mi casa y no lo devuelvo, yo quiero un padre así (May suspira soñadora), es simplemente genial. Claro tiene sus momentos de “padre regañón”, pero se le perdonan, lo amé.

¡Ah! Y como olvidarme de Maga, vaya, sencillamente genial. Con sus añitos encima y todo, opaca pero poderosa. Y bueh creo que nadie más, ya ustedes sacarán sus propias conclusiones y personajes favoritos.

Es una gran historia, algo fantasiosa (quizás demasiado fantasiosa), pero muy atrayente eso sí. Los invito a disfrutar de este maravilloso libro.

Llegó, sin aliento, a lo alto del cerro, y se detuvo a des¬cansar. Aer se volvió hacia ella con ojos brillantes.—Mira —dijo, señalando un punto en el horizonte.Bipa miró.Había algo en el cielo, una esfera azulada, clara y fría, que emitía un pálido resplandor. Estaba lejos, muy lejos; sin embargo, transmitía una sensación sobrecogedora, como si fuese un ojo de hielo que los contemplase desde la lejanía.—Parece un trozo de cuarzo gigante —comentó Bipa en un susurro.Aer volvió a la realidad.—No —dijo—. Es mucho, mucho más puro.

Esta reina se retira a sus aposentos